Escuelas Católicas intentará "dialogar" con la Junta su "asfixia"

SEVILLA, 29 Abr. (EUROPA PRESS) –
   La patronal de Escuelas Católicas de Andalucía (ECA) ha subrayado que intentará “dialogar” con la Consejería de Educación de la Junta de Andalucía para solventar lo antes posible el impago de la partida del primer trimestre del año 2013 para centros privados concertados andaluces, dado que ello ha creado una situación de “asfixia” en muchos colegios.
   El secretario general de ECA, Carlos Ruiz, ha precisado a Europa Press que son, sobre todo, las instituciones más “débiles” las que sufren las consecuencias de esta falta de abono de las cantidades pendientes, ya que “no pueden” enfrentar sus gastos. Por ello, intentarán abordar con la administración autonómica una situación que, según ha manifestado, “ya está pasando de castaño oscuro”.
   Así, los colegios afectados aseguran que el impago les obliga a asumir los costes de funcionamiento en el periodo en el que la Consejería no abona la financiación correspondiente, que durante el curso pasado, aseguran, llegó a periodos de tiempo de hasta seis meses y que en la actualidad se debe desde el pasado mes de enero.
   La patronal se encuentra inmersa en otro frente contra la Junta, el de la retirada del concierto de unidades a varios colegios en el marco de una revisión de la política de subvenciones por parte de la administración. En este sentido, el colectivo ‘Estamos des-concertados’, que reúne a la comunidad educativa de los siete colegios afectados, ha iniciado una petición en la plataforma digital ‘change.org’ para respaldar una carta dirigida al presidente de la Junta, José Antonio Griñán, en la que se le reclama que revoque esta “arbitraria” decisión.
   Dicha petición, que ya cuenta con más de 16.000 adhesiones y a la que ha tenido acceso Europa Press, resalta que la resolución supondrá la pérdida de casi 100 aulas y la destrucción probable de más de un centenar de puestos de trabajo, resultando “aún más sorprendente” por cuanto se trata de clases con demanda social, “es decir, que anualmente son elegidas por los padres andaluces para la escolarización de sus hijos”.
   Para ‘Estamos des-concertados’, la medida “carece de argumentos, en este caso ni siquiera los malintencionados y precarios motivos que le han servido de excusa para quitar el concierto a la diferenciada”, ya que las referencias a la existencia de vacantes en centros públicos de la misma localidad o al descenso demográfico en general “no justifican el cierre de esas unidades precisamente en centros con demanda social, beneficiando y premiando el mantenimiento de colegios sin alumnos y sacrificando con ello la calidad educativa que supone un centro que ha hecho bien su trabajo y por eso tiene demanda”.
   El enlace a esta misiva, que será presentada de manera directa el próximo 7 de mayo en el Palacio de San Telmo, sede de la Presidencia de la Junta, está siendo enviado por algunos centros educativos a los padres al objeto de recabar su respaldo mediante una circular.